Formas de lucha: ¿Plataforma o asamblea? ¿Reforma o revolución?

La realidad es que los diferentes proyectos destructores en Nafarroa continúan. La amenaza del TAV o TAP continua en pie, las térmicas, el canal de Navarra, los grandes parques eólicos, las incineradoras,  las líneas de alta tensión; si no nos organizamos serán una realidad mas pronto que tarde. Una realidad de dimensiones y consecuencias increíbles para nuestro país. 

A estos proyectos la mayor parte de las veces se les ha hecho frente  desde las plataformas: plataforma contra el TAV, contra la incineradora en Zubieta, contra la línea de alta tensión, y así una larga lista. Plataformas que llevan adelante una pelea que tanto por su forma y constitución, como por su incompleto mensaje desvirtúan la lucha  y mas haya de parar el proyecto o no, siguen validando una sociedad como la actual que son la base mas importante de estos proyectos. Me explico.

Las plataformas creadas contra proyectos concretos normalmente están formadas por cuadros de colectivos, partidos y sindicatos ( cuando no por ellos mismos ) con la idea de parar determinado proyecto. Se oponen al mismo por razones de rentabilidad económica, medioambiental o de interés político. Plataformas donde estos grupos marcan determinadas actividades y protestas, pero donde el debate social es coartado por un activismo de consigna y oportunidad política. La lucha no se vive como algo vital y necesario, sino como un complemento de una práctica política de poltrona y  cuota de poder. ¿ Cuantas veces hemos visto morir plataformas dependiendo del tiempo político y el interés de algunos ? ¿ Cuantas se han creado de modo artificial buscando el rédito político y no la lucha real contra estos macro proyectos ? Estas agrupaciones dependen del intereses de los grupos que la forman no de la urgencia de una lucha.

 Frente a estas plataformas esta la asamblea, personas verdaderamente conscientes del problema social y la emergencia de la lucha. Gentes que no tienen mas límites de lucha que los propios, hombres y mujeres muchas veces directamente afectados por el proyecto. Personas que de manera honrada participan de esta lucha y la enriquecen con el contacto con otr@s y el debate abierto, que van ampliando horizontes de lucha hasta entender que su lucha es una lucha global contra un todo, contra el sistema y sus valores. Así lo plasman en sus luchas y su actividad, sin la ayuda de políticos profesionales ni discusiones con el poder al que pretende hacer retroceder.

La disyuntiva entre plataforma y asamblea es una disyuntiva entre el carácter ciudadano o potencialmente revolucionario de una lucha, es la disyuntiva entre la reforma ( si fuera menos costoso o contaminante sería bueno, si tuviera otro trazado,…)  y la oposición clara y consciente al proyecto y los valores que lleva unidos ( TAV= consumo, despoblación rural, progreso sin límites, …). Un ejemplo de todo esto esta siendo la lucha contra el TAV donde durante un tiempo cohabitaron la asamblea contra el TAV y la plataforma AHT gelditu!. La desaparición de la asamblea ha dejado huerfana una lucha directa y claramente anti sistema dando paso a una lucha eminentemente técnica, menos enriquecedora vital y socialmente. Menos capaz de parar el proyecto aunque pueda dar la impresión contraría.

Una lección que podemos y debemos  trasladar al escenario político, aunque parezca que una plataforma de partidos como EHbildu puede estar mas cerca de conseguir las reivindicaciones de este pueblo por su tamaño y sus participantes, incluso por su ruido mediático y capaz de movilización, algo menguada actualmente, la realidad es que no. Solo la lucha de la clase trabajadora de Euskal Herria organizada en torno a la asamblea y cuyos únicos límites de lucha los marque ella misma será capaz de conseguirlo, esto espero y deseo que sea el proyecto de unidad popular. Siempre que entendamos la lucha en estos parámetros, el futuro es nuestro.

¿ Asamblea o plataforma ? ¿ Reforma o revolución ?

Israel Gonzalez, militante de herritar batasuna.

 

 

 

 

 

Share This:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *